El Toro

#1
Hola amigos del corral, esta historia me la compartió una amiga; algo que le pasó a ella pero que le encantó; espero que les guste y espero sus comentarios para que se anime a contarnos mas...



Cómo cualesquiera día, un poco cansada, terminaba mi turno en el spa, mi auto tiene una semana que no funciona, me voy en bus, pero hoy algo pasó que mi cuerpo pide sexo, estoy en la parada del bus, esperando mi ruta, desde hace rato un viejo de aproximadamente 55 años me mira insistentemente, es un poco gordo, blanco, usa botas vaqueras, pantalón del mismo estilo, lo e pillado mirando mis tetas, y nose porque siento un cosquilleo en el estómago que baja hasta mi chochito, el cual siempre traigo depiladito ya sabes en caso de algo jejeje, sin darme cuenta bajo un poco más la mirada al los vaqueros del viejo, se mira un cv bulto algo pronunciado, me mira de pies a cabeza, traigo un falda corta una blusa suelta , mis pechos sobre salen ya que son bastante grandes y aún son muy lindos, tengo un pezón pequeño, mi cabello es largo, obscuro, hay bastante gente esperando el bus, ...sigo ahí de pie, e perdido al viejo de vista, llegó el bus, todos se amontonan a subir, siento un empujón y como me presionan para subir, volteo y woww es el viejo vaquero, me sonríe, y nerviosa vuelvo la cara al frente, siento la respiración del
El, me empuja con su cadera y sus manos rozan mi espalda, no puedo creerlo mis pezones se an erguido como dos piedras, ya estamos arriba no cabe ni un alfiler más,quedamos casi hasta la parte de atrás, cuando menos me doy cuenta el ya me llevo hasta atrás, entre la gente, sin despertarse detrás mío, mmm siento un bulto duro, con mis manos voy tomada de los tubos para sostenerme, siento su mano pasar por mí cintura, sus dedos tocan mi piel, me jala hacia el, quedando justo su paquete en mis nalgas, se da gusto con ellas y yo finjo no acceder, pero estoy mojada, siento su mano en mi espalda, ..o Dios el cabron desató mi sostén, nose que hacer, antes de poder pensar se las ingenia para sacarme los tirantes de los brazos,mi sostén a caído por debajo de mi blusa, mis tetas estan libres y mís pezones quieren reventar mi blusa, ... Ahora está metiendo su mano por debajo de mi falda siento como toca mi tanga, y baja la mano hacia mis nalgas, que deliciosa sensación, se acerca a mi oreja y me dice...- mmm mami, que rica estas, - al mismo tiempo que introduce uno de sus gordos dedos a mi puchita ya empapada..- vaya perrita que me e encontrado,
Mis jugos emanan de mi chochito, no puedo evitarlo, esta sensación es indescriptible, el viejo sube una mano bajo mi blusa alcanza uno de mis duros pezones,...- mmm si que eres putita niña- no deja de masajear mis pechos, - tetas de putita amor- me dice mientras lenguetea mi oreja, la lujuria ya se apoderó de mi, estoy tan sumergida en el placer que el viejo gordo me esta dando, solo puedo sentir como juega con los jugos de mi puchita, siento como su dedo pone un poco en mi orificio anal, casi virgen, mientras introduce su gordo dedo en mi semi virgen culito, - veamos que tan putita eres niña-... No pude ahogar el gemido causado por su dedo, ahí estaba yo, siendo masturbada analmente por ese viejo desconocido, siendo presa del placer no me di cuenta cuando el viejo puso al descubierto mis pechos, siendo la mayoría varones no decían nada, solo disfrutaban el espectáculo, ....las perritas son obedientes, fueron sus palabras al tiempo que me empujaba suavente mientras bajábamos ambos del bus, el pegado a mi, yo desconsertada pues no conocí el rumbo, bajamos en una especie de callejón, todo era muy obscuro, cuando de golpe me volteo y me dio un beso cargado de lujuria, pasión, me perdí en ese beso, supogo que la experiencia de los años lo an enseñado a besar de tal modo, sin mediar palabra me tomo del cabello haciéndome hicar, hundió mi cara en su entrepierna que aun tenia su virilidad atrapada bajo ese vaquero, lo que suponía, bajo ése pantalón escondía un miembro hermoso, grueso, de buen tamaño, desprendía un aroma vibrante mezcla de jabón con liquido preseminal que para cualquier hermbra en celo es el aroma de la gloria, no tuvo que decir nada para cuando yo misma lo introduje en mi boca, saborie cada cm de virilidad del viejo
Mamaba como un infante a su biberón, no podía dar crédito a la lujuria que estaba entregada, Lamí, chupe, mame no podía dejar de saborear,..- mmmm así perrita, te gusto verdad putita, te gusta la verga perrita ponla en tus tetas putita- me decía entre gemidos,... Y asi lo hize puse su hermosa verga entre mis tetas mamaba como toda una puta, saboreando todo, no pude evitar llegar al órgano con el viejo en mi boca, se dio cuenta- jajaa vaya putona que eres, mira que venirte mamandome- me decía mientras me ponía de pie sin que yo me terminara de recuperar, - ahora yo mamita- me decía mientras el me acomodaba en una pequeña barda parte del callejón! Me abrió las pierna solo pude ver su cara sumergida entre mis muslos, sentía como su lengua áspera, recorría cada rincón de mi femineidad, incluso metía su lengua como si me penetrara con ella, fueron incontables los orgasmos que tueve en esos 6 u 8 minutos, cuando sentí su lengua llegar a mi orificio anal! Cada pliegue se piel fue cateada por su laciva y traviesa lengua, yo ahí con mi cabeza tumbada hacia atrás por el placer sentido , sumergida en la mas profunda excitación, ningún hombre me había echo sentir semejante placer, hundida en esos pensamientos no me percate que el viejo se había puesto de pie,cuando sentí una embestida como si un toro me hubiera tomado, el viejo me hizo suya, mi puchita jamas había albergado tremenda verga en ella, mis gemidos no se hicieron esperar, me embestía con tal fuerza que en sus jadeos parecía bufar como cualesquier toro, - haaaa papi así, que rico, mas amor, haaa haaa haaa así papi, ....- te gusta puta?-
Si papi!!!! Haa haa haa
Me encanta que pujes así perrita!!!...
Haa haa haa mas papi...mi panochita estBa totalmente llena, emanaba placer,
Vas a ser mi puta, cabrona, te voy a cojee como la zorra que eres... Diciendo esto me volteo, quedando mis nalgas, y culo a su disposición, cuando sentí como sus dedos invadían nuevamente mi culito, no dejaba de embestirme por la vagina, pero iba abriendo camino por mi culito!!!yo sabia lo que quería y haciéndome la tonta le decía
No por ahí no!!-- pero mis gemidos de puta no eran los mejores cómplices!!
Apoco crea que te voy a soltar sin haber saboreado este culito pendeja!!haa ...
Y así lo hizo, siguió deseándome el culo hasta dejarlo dilatado,...- ahora perrita me vas a dar lo que busco- sentí como puso la punta de su hermosa verga en la entrada de mi anito, que palpitaba pidiendo ser violado por semejante ejemplar.
H,aaa haaai me duele, hai no ya no!!!- trate de sacarme pues el dolor era intenso, pero con sus grandes manos me hizo inclinar aún más, me tomo uno de mis brazos a mi espalda, haciendo fuerza suficiente para someterme, un poco asustada de pensar en lo que me había metido por dejar llegar a la lujuria a mi cabeza, pero al mismo tiempo intensamente exitada de ser sometida de semejante forma, no pude evitar nuevamente un orgasmo aún más intenso, el viejo se percató de eso,- ajá puta te gusta que te traten mal pendeja,- al tiempo que me introducía de golpe su falo, mi grito fue tal que me tapo la boca con su mano,- cállate perrita!!! Que la fiesta es privada, - no podía creer el me taladraba el ano sin descanso de ratos me masturbaba en mi puchita, dios estaba llegando al cielo, esa enorme ,gorda y deliciosa verga en mi culo, y esos dedos gordos en mi panocha, mis jugos salían como si se tratara de una fuente, solo podía escuchar bufar a mi toro,...ahí ya casi inconsciente de placer puro escuché los gemidos de mi viejo, - putita ya voy a terminar mmmm uff, donde la quieres perrita-... Y claro como buena perrita y agradecida me puse de rodillas para tomarme toda la leche que de mi toro saliera, me puso la verga en mi boca, y dejó caer un chorrito caliente y blanquesco hacia mi lengua,-- mmmmmm mmmm mi reina, toda una zorrita hermosa!!!!- me decía al verme tragar su líquido vital,.
Me puse de pie acomode mi cabellos, el me volvió a besar, salimos del callejón, paro un taxi y me dijo,- me encantaste mi reina, la próxima será en mi casa cabrona!!!...ya tengo ,días que si auto funciona, pero ya siempre viajo en bus,...y el siempre está ahí y me hace tocar la gloria, mi viejo toro,..
 
Arriba